Vela

Spindrift racing, una empresa orientada al rendimiento

Con Spindrift racing, Dona Bertarelli y Yann Guichard decidieron unir sus competencias y su pasión por la vela en un proyecto común a largo plazo.

Una escudería profesional que actúa como vínculo de unión entre deporte y gestión, Suiza y Bretaña, el lago Lemán y el mar. Un proyecto, una escudería, una filosofía. La de un proyecto a largo plazo que se expresa en distintos soportes. La de un proyecto que se ha concedido el tiempo necesario para madurar en dirección a su objetivo, una campaña de récords a bordo del trimarán Spindrift 2.

Dona Bertarelli y Yann Guichard han tejido el proyecto con hilos tan fuertes como la excelencia, el rendimiento, la confianza, el compromiso, la perseverancia y el rigor. Valores que obviamente comparten los miembros de la escudería, que han sido seleccionados por sus competencias, pero también por su calidad humana y su espíritu de equipo. Unos valores que comparten con un socio leal, el Grupo Mirabaud, cuyo compromiso con la vela ha adquirido perennidad gracias, sobre todo, al interés que este deporte despierta en todos sus socios.  

Spindrift racing es una auténtica empresa formada por más de 35 personas y cuyos fines no son solo deportivos, sino también de gestión, humanos y financieros. Y, en el centro del proyecto, el trimarán Spindrift 2. Majestuoso. Un dechado de tecnología concebido con todo detalle y cuyo rendimiento se corresponde con las exigencias de una mujer de negocios, Dona Bertarelli, y un marino avezado, Yann Guichard. Ese es el barco en el que dicen encontrarse. Un pájaro de carbono que les da alas y los impulsa a mar abierto, hacia esta vuelta al mundo que es su aspiración. Una aventura de menos de 50 días frente a los elementos; una aventura que desean vivir juntos y compartir con todos aquellos que llevan tras su estela.